Páginas vistas en el último mes

martes, 30 de enero de 2018

JUDUCA llama a competir a estudiantes con discapacidad

                           
licenciada Magaly Cuevas





                                                        






(redacción Ángel Molina)La convocatoria para que los estudiantes de las universidades  estatales compitan en los Juegos Deportivos Universitarios de Centroamérica y República Dominicana (JUDUCA-2018), tiene carácter incluyente, en todo el sentido de la palabra.


                             
estudiante Francisco Garcés










                                                                    La afirmación contenida en líneas anteriores, se desprende de entrevista facilitada por la licenciada Magaly Cuevas, Psicóloga Coordinadora de la Unidad de Orientación Psicológica en la Facultad de Informática, Electrónica y Comunicación (FIEC), de la Universidad de Panamá, quien -a su vez- está a cargo de la Coordinación de la Comisión de Inclusión de los JUDUCA-2018.



La licenciada Cuevas indicó que los estudiantes con discapacidad, interesados en competir en una de las disciplinas deportivas de atletismo, natación, ajedrez o en uno de los debates incluidos dentro del componente académico “Legislación y Políticas Deportivas Estatales y Universitarias”; “Gestión deportiva: Federativa, Estatal y Privada”; “Formación y Desarrollo Deportivo”; “La población con discapacidades y el deporte”, “Instalaciones Deportivas: evolución, estructura, fines y relación con la población”; “Sexualidad y deporte”; “Nutrición, Fármacos y Deporte”; “Uso de la Tecnología en el Deporte” deben acercarse a personal de Psicología o de Trabajo Social de la facultad o del Centro Regional Universitario, de la Casa de Estudios Superiores en la que reciben formación académica.


lunes, 22 de enero de 2018

Dirección de Cafeterías Universitarias se refiere a la atención de estudiantes









                                  



                                                                                          




(redacción y foto Ángel Molina) Conscientes de que la verdad solo posee legítima calidad como tal, si el comunicador da a conocer todos los elementos de esta, confirmamos que Manuel Pontiles, Director General de las Cafeterías, participó en la primera reunión de este 2018  entre la dirigencia estudiantil y la Vicerrectoría de Asuntos Estudiantiles (VAE).


En sus intervenciones en dicho encuentro, la máxima autoridad de esta unidad administrativa, evidenció plena identificación con la posición, aspiraciones y expectativas de los estudiantes y de la VAE, en torno a la atención a los usuarios de las cafeterías.


Señaló que el personal de todas y cada una de las cafeterías tiene instrucciones precisas de garantizar que, cada plato servido al cliente, posea los  cuatro elementos, haciendo hincapié al aspecto nutricional. Estos componentes son: proteína, carbohidrato, leguminosa/o plátano/ y postre.


Agregó que, es requerimiento (de obligatorio cumplimiento) que el  personal que  labora en estas unidades de servicio, brinde atención amable, respetuosa e igualitaria a todos y cada uno de los clientes estudiantes, docentes, funcionarios administrativos y público en general.    


Han recibido orden general  con la que se establece que cada día el menú estudiantil debe estar presente y mantenerse desde las 11:00 a.m. hasta media hora antes del cierre de las cafeterías.    


Que, cuando se agote la carne destinada al menú estudiantil, ésta sea sustituida exclusivamente con otro producto cárnico de buena calidad aun cuando, inicialmente, éste no se hubiese contemplado para servir en el mencionado menú.


La Dirección General de Cafeterías mantiene un constante patrullaje en el que se hacen consultas para mejorar de manera integral el servicio de éstas. 

Pontiles indicó que la dirección a su cargo está anuente a recibir sugerencias y quejas de parte de los clientes de las mencionadas unidades de servicio.



viernes, 12 de enero de 2018

Atención en las cafeterías acaparó reunión con dirigencia estudiantil


                                          





                                                                        (Redacción Ángel Molina/ foto José Cárdenas) La necesidad mantener, impulsar y hacer efectivo en la Universidad de Panamá,  el concepto de Bienestar Estudiantil, y -dentro de este- la figura del Menú Estudiantil, tomaron forma y fuerza como factor que determinó que, el tema de la atención a los estudiantes en las Cafeterías Universitarias, ocupase mayoritariamente,  el tiempo a utilizar para la realización de la primera reunión de este 2018, entre la dirigencia estudiantil y la Vicerrectoría de Asuntos Estudiantiles.    


Mentes altruistas de esta Primera Casa de Estudios Superiores, que surgió hace 82 años,  como   fuente de esperanza para jóvenes que aspiraban a forjarse, a través de la superación académica, un futuro digno, constataron que quienes acudían a ésta provenían, en su mayoría, de hogares de escasos recursos económicos.


Cientos de estudiantes, permanecían gran parte de cada día pegados a la “colmena” del proceso de enseñanza-aprendizaje, sin probar bocado de alimento  alguno, debido a que, la economía en el seno familiar, solo daba para financiar el gasto de pasajes hacia y desde la universidad.


Desde 1960 tomó fuerza la implementación de programas dirigidos a propiciar el mejoramiento de las condiciones de vida, estudio y salud de los estudiantes universitarios. Más adelante, tiene lugar un proceso que va desde la creación (en 1969) de la Dirección de Asuntos Estudiantiles hasta el surgimiento de la Vicerrectoría de Asuntos Estudiantiles (en 1994).


De este relato sucinto se desprende que, todas las medidas en beneficio de los estudiantes, son el producto de una decisión adoptada por la administración de esta Primera Casa de Estudios Superiores. Las mismas son de obligatorio, estricto e invariable cumplimiento.


Éstas no pueden depender de la voluntad de un colaborador de determinada unidad administrativa. No pueden ser regateadas, minimizadas o negadas. Están lejos de ser “ayudas” por lástima o a ruego.     


Es bajo la óptica de este marco expuesto, en el que pueden ser catalogados como legítimos y justificados los planteamientos de dirigentes estudiantiles de distintas unidades académicas de la Casa de Méndez Pereira, quienes -a inicio de este 2018- anunciaron que siguen recibiendo quejas por parte sus compañeros de estudios, acerca de la atención de las cafeterías.  


El magister Germán Luis Beitía, Vicerrector de Asuntos Estudiantiles, informó a los dirigentes estudiantiles acerca del proceso de matrícula del Primer Semestre 2018 (y de la necesidad de hacer los trámites, a tiempo, para las exoneraciones del pago de matrícula y otros beneficios), de los Juegos Deportivos Universitarios de Centroamérica y República Dominicana.



Otros temas cuya discusión había sido programada en el marco de la mencionada reunión, serán abordados en el próximo encuentro. 

jueves, 4 de enero de 2018

Fruta que ofrece deleite artístico y salud

                                        






                                                                        



(redacción y fotos Ángel Molina)En diciembre reciente, quienes transitamos “a pie” por el área externa y posterior del edificio de la Facultad de Arquitectura y Diseño (frente a similar espacio de la Biblioteca Simón Bolívar), tuvimos la agradable experiencia de observar una obra de arte natural, plasmada en el suelo, alrededor de un árbol.

A distancia, daba la impresión que un pintor se hubiese dedicado a la tarea enrojecer, a brochazos, las áreas en torno al mencionado ser viviente. El autor de tal efecto fue quien creo al ser humano y a la naturaleza.  

Estábamos ante miles de flores que se habían desprendido  un árbol de marañón de Curazao. En ocasiones, por unos segundos, nos vemos aprisionados por el enternecimiento y el afloramiento de un gusto fino y selecto, ante efectos aparentemente sencillos, pero altamente impresionantes. En contrapeso a tantas cosas no agradables, quisimos compartir esta experiencia.     

Lo ocurrido hizo despertar en nosotros el interés por indagar acerca de la fruta cuyas las flores acapararon nuestra atención. Así, pudimos apreciar que, en el blog del BioMuseoPanamá, Jorge Ventocilla, hacía alusión al marañón curazao, indicando que:  

Sus flores en forma de mota nacen directamente del tronco y las ramas durante los meses de noviembre y diciembre, y son de un increíble color lila intenso (nota: en nuestra experiencia, fucsia). 

El mencionado biólogo peruano agregó en sus anotaciones “donde hay marañones curazaos…el piso se cubre a fines de año y por no muchos días, con una hermosa y llamativa alfombra de coloridos estambres lilas (de color fucsia)”.

“Las frutas están listas dos meses después de la floración.  Son rojas por fuera y blancas por dentro, ligeramente dulces y jugosas, pero un tanto insípidas. Me parece que es desde hace unos años que se ofrece marañón curazao a la venta en ciudad de Panamá; antes esto era más inusual, al menos para mí”.

Sobre sus efectos medicinales se menciona que las raíces son efectivas contra la disentería y tienen efecto diurético. En el Brasil se usa como remedio de la diabetes y el constipado”.